¿Es obligatorio tener seguro de coche?

Trámites

Nerea Gastesi
3 minutos de lectura

¿Por qué es obligatorio tener el seguro de coche? ¿Qué podría pasar si no lo contrataras? ¿A cuánto puede ascender la multa? A continuación, te mostramos las respuestas.

Por otra parte, también existe una gran cantidad de usuarios que tienen dudas acerca de si es obligatorio tener un seguro de coche si no circula. Es decir, si no utilizas el vehículo, ¿tienes que seguir pagando el seguro? Si sigues leyendo, lo descubrirás.

¿Cuándo es obligatorio el seguro del coche?

Existen ciertas actividades en las que la normativa vigente impone que sea obligatorio un seguro de responsabilidad civil; y la conducción de vehículos a motor es una de ellas.

Por consiguiente, sí, es obligatorio el seguro de coche para todos los vehículos que se encuentran dados de alta en la Dirección General de Tráfico (DGT), según la Ley sobre responsabilidad civil y seguro de en la circulación de vehículos a motor (Real Decreto 8/2004).

De hecho, circular sin el correspondiente seguro de coche puede suponer una sanción económica que oscila entre los 601 euros y los 3.005 euros.

No obstante, si se produjese un siniestro con daños a terceros y no se cuenta con un seguro, las consecuencias pueden ser graves

  • Pasarás a ser el culpable de los hechos (aunque no seas el causante del accidente).
  • Tendrás que indemnizar a las personas lesionadas.
  • Pagar los daños materiales de terceros y daños en la calzada
  • Se producirá la inmovilización de tu vehículo
  • Tendrás que abonar las sanciones
  • Te deberás hacer cargo de tu defensa jurídica ante un posible proceso penal.

Precisamente, la obligatoriedad del seguro de automóvil es que puedas hacer frente a los daños que puedas causar. Aunque, si tienes el vehículo sin asegurar y se produce un accidente, el Consorcio de Compensación de Seguros se hará cargo de los daños para que, posteriormente, procederá a reclamarte las cantidades que haya satisfecho.

¿Y si no circula?

Si el vehículo está dado de alta en la DGT, debe tener el correspondiente seguro de responsabilidad civil, aun cuando no circule. 

El hecho de tener el coche en el garaje o aparcado en la vía pública no altera la obligatoriedad de su contratación.

La razón es simple: aunque el vehículo no circule, es susceptible de que pueda haber accidentes que involucren a terceras personas. En este aspecto, conviene recordar que el seguro de responsabilidad civil del automóvil no está limitado a los accidentes de tráfico. 

Por ejemplo, imagina si el coche se incendia y ocasiona daños a otros vehículos que se encuentren en el garaje o aparcado cerca de él en la vía pública. ¿Y si el incendio produce daños a personas?

En síntesis, el seguro de coche es obligatorio en todos los casos, incluso si no circula. La única excepción para no tener seguro es dar de baja el vehículo en el Registro de la DGT. 

Ahora bien, para poder dar de baja el coche es necesario tener la ITV en vigor. Del mismo modo, es obligatorio tener seguro para pasar la ITV. No obstante, esto se puede solucionar contratando un seguro temporal.

Compara todos los

Compara todos los seguros del mercado

Existen muchos tipos de seguros ¿En qué se diferencian? ¿Cómo se contratan? ¿Cuál es el mejor según tu perfil? Te resolvemos todas las dudas.

Comparar